miércoles, 9 de noviembre de 2016

Bar

Una luz tenue, olor a nicotina por doquier, una fulana que se inhala y se apodera de lo que eres y de lo que no, miedos, tristezas y unas cuantas alegrias de vez en mes. Se fingen orgasmos para el agrado del caballero y su chequera.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada